Espinacas frescas o congeladas: ¿se cocinan igual?

Borges - Espinacas frescas o congeladas

Las espinacas frescas abultan mucho, pero cuando las cocinamos su volumen se reduce considerablemente. En el momento de echarlas en la sartén parece que no vayan a caber, pero en pocos segundos se consume el agua que contienen y se condensan.

Si no tenéis espinacas frescas las podéis substituir por espinacas congeladas. Sin embargo, tened en cuenta que, si en el caso de las frescas habéis usado 1 kg, en el de las congeladas necesitaréis la mitad.

Deja un comentario

Entradas relacionadas

Estilo de Vida Mediterraneo

Técnicas sencillas (pero efectivas) para decorar platos festivos

Leer más
Cocina Mediteránea

10 trucos para convertir un plato de pasta en una fiesta

Leer más
Productos Mediterráneos

¿Por qué las nueces son eficaces contra el colesterol?

Leer más