Si tienes que congelar, ¡hazlo bien!

Si te sobra comida cocinada no dudes en congelarla; así prolongarás su conservación y podrás aprovecharla más adelante.

Eso sí, haz raciones individuales y guárdalas en recipientes herméticos, bien cerrados y con una etiqueta que indique qué contienen y cuándo los pusiste en el congelador. Conservar se conserva, ¡pero no eternamente!

Deja un comentario

Entradas relacionadas

Blog Sabor y Salud

¿Por qué el aceite de primera cosecha es mejor?

Leer más
Blog Sabor y Salud

Borges estrena nueva web

Leer más
Cocina Mediteránea

El aceite de oliva, un gran aliado para la mujer

Leer más